lunes, 26 de septiembre de 2011

Estalla la mañana en Diafani

A veces, es difícil plasmar los recuerdos cuando estos son más intensos que las palabras con que queremos describirlos. Este intento de descripción de Diafani en el norte de la Kárpazos en el Dodecaneso griego es un ejemplo.

Diafani poco después de amanecer


ESTALLA LA MAÑANA EN DIAFANI

Estalla la mañana, el mar parece
una alfombra de luces que refleja
ese sol fragmentado en mil pedazos
con fulgores de chispas sobre azul.

Vuelven los pescadores de bajura
y extienden sobre el muelle plata viva,
luego limpian las redes y fondean
en medio de la paz, frente a la costa.

Algunos visitantes temporales
-no les llames turistas, no lo son-
se suben a la barca de Manolis (*),
esa que hace estación de cada cala
y recoge su siembra por la tarde.

Hoy no sopla “meltemi”(**) y se agradece
sombra de tamarisco del Egeo
o imitar a los peces en las aguas
que parecen cristal de transparentes.

Hoy es un día más perdiendo el tiempo,
y es un lujo perderlo en Diafani (***).

Cuadernos de las islas griegas. Ricardo Fernández Esteban ©

(*) La barca Capitán Manolis, recorre diariamente las desiertas playas en viaje de ida y vuelta.

(**) Viento del norte, muy frecuente en el Egeo

(***) Pequeño pueblo junto al mar en el recóndito norte de Kárpazos, la isla más al sur del Dodecaneso griego



















Hasta aquí unas cuantas palabras y unas cuantas fotos que probablemente naufragan en el intento de describir las sensaciones que quedan en la memoria. Por suerte, aún se pueden repetir mañanas en Diafani.

En este enlace encontraréis otros poemas de mis Cuadernos de las islas griegas.

lunes, 19 de septiembre de 2011

Felipe Benítez Reyes.


(Entrada actualizada en julio de 2019) Felipe Benítez Reyes (Rota, 1960), es novelista, cuentista, periodista, ensayista y poeta con numerosos premios en todos esos géneros. Su trayectoria poética comprende una extensa obra publicada desde 1982. Por ejemplo, este primer poema "Advertencia" pertenece a su segundo poemario "Los vanos mundos" (1985)


ADVERTENCIA

Si alguna vez sufres -y lo harás-
por alguien que te amó y que te abandona,
no le guardes rencor ni le perdones:
deforma su memoria el rencoroso
y en amor el perdón es sólo una palabra
que no se aviene nunca a un sentimiento.
Soporta tu dolor en soledad,
porque el merecimiento aun de la adversidad mayor
está justificado si fuiste
desleal a tu conciencia, no apostando
sólo por el amor que te entregaba
su esplendor inocente, sus intocados mundos.

Así que cuando sufras -y lo harás-
por alguien que te amó, procura siempre
acusarte a ti mismo de su olvido
porque fuiste cobarde o quizá fuiste ingrato.
Y aprende que la vida tiene un precio
que no puedes pagar continuamente.
Y aprende dignidad en tu derrota,
agradeciendo a quien te quiso
el regalo fugaz de su hermosura.


Felipe Benítez Reyes


Este otro es un soneto alejandrino de un poemario posterior "Vidas improbables" (1995)


EL ACTOR

Los focos han dañado mi vista y mi memoria.
Yo era Hamlet, don Juan o un noble caballero
del siglo diecisiete, sensual y aventurero.
Me halagaba el aplauso, despojo de la gloria.

Las fotos en la prensa, los cocktails... Era hermoso
vivir, y era tan fácil. Por dentro, el decorado
se iba ya derrumbando. (El arte lo he pagado
más caro que la vida.) Fui rico y licencioso.

Tuve lo que los hombres aprecian: tuve amores,
viajé por el mundo, tuve esa cosa vil:
la fama. Y al final no sé quién soy. Adiós,

el telón va a caer por vez última. Las flores
que espero son amargas. ¿Quedará algo de mí?
En los palcos del mundo mi nombre fue el de un dios.

Felipe Benítez Reyes


Nota: En este soneto existe un verso "el telón va a caer por vez última. Las flores" que se escapa del metro alejandrino, ya que el 2º hemistiquio tiene 8 sílabas fonéticas. Supongo que se trata de un error de transcripción y he querido consultar las fuentes, pero no he podido encontrar el poemario "Vidas improbables", ni he encontrado este poema en las antologías que he consultado. Si alguien tiene otra versión de este verso me gustaría que me lo comunicara.


Su último poemario publicado es Ya a la sombra (2018) que ganó el Premio Tiflos. Aquí tenéis una reseña en ABC, y éste es uno de los poemas del libro:


MAR DE TRÁNSITO

El mar de los naufragios silenciosos,
de los navegantes furtivos.
El silencioso mar de los naufragios.

El mar que no conoce a quien lo surca.
La noche del sigilo y la esperanza.
La quilla de una barca zozobrante.
El mar que nunca sabe quién lo surca.

Ese miedo hacinado
de quienes ven la noche y ven la nada.
El oleaje negro de la noche.
Navegantes insomnes y hacinados.
Y el horizonte en sombra que es la nada.

El oleaje sin forma de la noche.
El horizonte ciego de la nada.

Camino a un paraíso, los que tiemblan.
Camino a un paraíso tras la noche.
Los cuerpos con el frío de la noche.
Camino a un paraíso en que es de noche.

Y el ruido del mar que es un idioma.
Las tinieblas acuáticas.
La oscuridad que habla en un idioma
que no tiene palabras ni sentido.

Fantasmas bajo el mar. La noche muerta.
El mar de los naufragios silenciosos.
El mar que no conoce a quien lo surca.

Felipe Benítez Reyes. 






En este enlace, del portal "A media voz" encontraréis una recopilación de sus poemas. Este es su blog personal, que os permitirá navegar por su obra y en su web tiene unos cuantos poemas seleccionados por él

Por último, aquí tenéis un acceso al Archivo audiovisual de poetas de la ACEC donde encontraréis a 108 poetas españoles entrevistados y recitando sus poemas. Felipe Benítez Reyes recita 14 poemas, entre ellos "Advertencia" , video que os cuelgo a continuación.


martes, 13 de septiembre de 2011

¿Ha de ser veraz la poesía?

Este es un "metapoema", o sea un poema que trata de lo poético, de si un poeta ha de ser veraz en lo que expresa o basta con que sea verosímil (que lo parezca). ¿El tema poético puede ser ficción o por el contrario debe ser real o autobiográfico? Lo digo porque muchos lectores piensan lo último: que todo lo que expresa el poeta son sus pensamientos íntimos.

Dante pintado
por Sandro Botticelli
Petrarca por
Andea del Castagno





















¿HA DE SER VERAZ LA POESÍA?
   
Impúdicos pedís ver desnudo al poeta
pensando, erróneamente, que sus mil cicatrices
son marcas de la vida que en sus poemas sangran.
Exigís que se exhiba como fiera de circo,
que sus versos destilen todos sus sentimientos.
Aplaudís cuando grita, cuando llora o suspira,
y decís “¡qué poeta!” porque os hacen sufrir
sus desgracias, sus dudas, sus amores perdidos...

Detrás del maquillaje el poeta sonríe,
no importa que use máscara, que vaya con disfraz
de astuto embaucador, vendiéndoos mentiras
consiguió su propósito que era haceros sentir.
Eso es la poesía, desengáñate amigo,
y la veracidad algo poco importante;
nos basta para el juego que suene a verosímil,
que esté escrita con garra y nos haga vibrar.

¿O es que existió ese amor, que glosaron los clásicos,
por Laura, por Beatriz, por Giulietta o por Litsi?
Pues yo pienso que no, mas perduran sus versos,
y en lo alto del Parnaso los bardos son felices:
Petrarca, Dante, Shakespeare, Quevedo y muchos más
cortejan a sus musas que se dejan querer;
aquí ya no hay engaño, “todos están al loro”,
aquí todos disfrutan creando poesía
y nadie se cuestiona si es verdad o si no.

Ricardo Fernández Esteban ©

Shakespeare por
John Taylor
Quevedo, atribuido a 
Van der Hamen o Velázquez
Y porque la palabra hablada importa en un poema, en este vídeo lo recito


Pues ya sabéis lo que pienso, pero cuidado que quizá sea también ficción lo que he escrito. Diciéndoos mi verdad, creo que todo cabe en la poesía y que no hemos de exigir al poeta que desnude sus sentimientos; todo lo más que parezca real lo que cuenta, y aún tampoco porque hay maravillosa poesía de ficción, sarcástica o humorística. La poesía es un género literario en el que caben muchas cosas siempre que no se caiga en la cursilería o la zafiedad. Me gustaría saber qué pensáis, porque este blog nació, además de para difundir la poesía, para conocer vuestras opiniones.

Como he dicho al inicio, esto es un "metapoema" o sea un poema que trata del tema poético. Me gustan este tipo de composiciones y aquí tenéis las que he ido publicando en el blog.

lunes, 5 de septiembre de 2011

Juan Lamillar. "Memoria de la luz"

Juan Lamillar (Sevilla, 1957) describe en este poema un cuadro de Joaquín Sáenz "Conil". No lo he podido (o sabido) encontrar y os cuelgo otro de este pintor "Blandura en el atardecer" de la misma zona de la costa de Cádiz. Si alguien lo tiene y me lo envía lo añadiré en el blog para poder ver la imagen real que motivó el poema.




MEMORIA DE LA LUZ

También el tiempo es luz, y ahora en la playa
tiempo y luz se detienen, y van a dar al mar:
es el instante de exactitud y magia
que rescatan tan sólo el cuadro o el poema.
La luz es ya triunfo. La vemos vencedora
sobre la calma azul: es mediodía.
Sobre la arena plácida desciende
su memoria de diosa inaccesible.
Hay un rumor de luz sobre las olas:
continuamente cambia su color, su sonido.
En la tela persiste su eterna ceremonia.
También la luz define levemente
el blanco escalonado de las casas,
las delgadas aristas del misterio.
El pincel de la tarde va logrando
un fingido horizonte de magníficos malvas.
Y antes de que paisaje y noche se confundan,
la mano que ha detenido al tiempo,
que ha conversado con la luz más alta,
añade últimas líneas de claridad al lienzo,
traza un nombre: "Conil" y firma Joaquín Sáenz.

Juan Lamillar

Juan Lamillar

Para que podáis profundizar un poco más en la obra del poeta, os dejo una selección de poemas de Juan Lamillar y su entrada en Wikipedia. Y en este enlace os podéis descargar unos poemas inéditos.


Adenda de 2019: Los que seguís este blog, ya sabéis que me gustan los poemas que se inspiran en cuadros y he publicado un poemario digital De museos por Madrid que permite ver los cuadros que motivaron los poemas. Desafortunadamente, algunos de los enlaces que permitían acceder a los cuadros están desactualizados, y tengo como tarea pendiente revisar ese libro digital.

Por otra parte he descubierto otro cuadro de Joaquín Saénz, que tampoco debe de ser el que inspiró en poema pero abunda en el tema.

Playa de La Fontanilla (con Roche al fondo). Joaquín Sáenz

lunes, 29 de agosto de 2011

"Amor y poesía"

Éste fue el primer soneto que escribí, hace ya muchos años, y abre los Misterios de pasión de mi poemario Pensando en vosotras. Lo dediqué a un amor difícil, que no sé si lo fue o no. La realidad se mezcla con la ficción y las musas no sé a que lado quedan de esa difusa frontera.


Con el tiempo he revisado el poema (os dejo la versión original), y eso me sirve para plantearnos si hemos de dejar reposar en paz lo escrito o no.


AMOR Y POESÍA (soneto para un amor difícil). 
 
Amor y poesía: eres tú.

Son esos ojos de mirar profundo,
son tus palabras al rozar mi oído,
es sentirte quitándote el vestido,
es habitar tu cuerpo vagabundo.

No puedo imaginar en este mundo,
mayor placer, mi amor, que aquel vivido
las pocas noches nuestras que he podido
vivir la eternidad en un segundo.

Admirarte desnuda es adorarte,
acariciar tu piel, enloquecer,
y alcanzar lo divino es el besarte.

Hoy he tenido un sueño y no dormía,
compartía tu vida y tu querer,
uniendo en ti: "amor y poesía".



Versión inicial del poema

Amor y poesía eres tú;

es ver tus ojos de mirar profundo,
son tus palabras al rozar mi oído,
es sentirte quitándote el vestido,
es habitar tu cuerpo vagabundo.

No puedo imaginar, en este mundo,
mayor placer, mi amor, que aquel vivido
las pocas  noches nuestras, que he podido
despertarte con besos un segundo.

Verte es quererte, oírte es adorarte,
acariciar tu piel enloquecer,
nunca me canso, cielo, de besarte.

Hoy he tenido un sueño, y no dormía,
compartía tu vida y tu querer,
porque tú eres —mi amor— mi poesía.

Ricardo Fernández Esteban ©

En este enlace encontraréis más información sobre este libro de poemas Pensando en vosotras  , y en este otro una recopilación de poemas del libro publicados en el blog.

Pero como la oralidad es muy importante, aquí me tenéis recitando este poema a partir del minuto y 50 segundos de este vídeo





martes, 23 de agosto de 2011

José Luis Mejía. Perdona, soledad.

Jose Luis Mejía (Lima, 1969) fue uno de mis grandes descubrimientos en los inicios de mi andadura por los grupos poéticos de Facebook que cultivan la poesía métrica. Dice él "cultivo la poesía rimada para horror de los críticos", y añado yo: "no para sus lectores, sino todo lo contrario". Mejía es un polifacético escritor y pedagogo, que vive en extremo oriente, pero por suerte las nuevas tecnologías nos lo ponen al alcance de un "click". 



PERDONA, SOLEDAD

Perdónenme los tristes, los furiosos,
los huérfanos de amores y de abrazos,
los que miran un beso y, envidiosos,
se devoran los labios a pedazos.


Perdón a los que hierven en pasiones
y espasmos de alquiler; mis camaradas
de abandono y de sed. Son mis traiciones
inocentes también, pobres y honradas.

Perdona, soledad, tanto dejarte,
tanto olvidar tus noches en mi boca;
tan solo ayer te hallaba en cualquier parte

y hoy te he mordido el corazón de roca.
Perdóname dolor, si no te espero,
si voy feliz amando a la que quiero. 
 

José Luís Mejía

 

Áquí tenéis la dirección del Blog de José Luis, donde encontrareis información sobre su vida y obra muy interesante. Además, un magnífico regalo que nos hizo a sus amigos de Facebook: un poemario digital de coplillas y haikus, Morir acaba en tu vientre, que es una delicia, no os lo perdáis.



Adenda de abril 2019: Últimamente he perdido el contacto con José Luis Mejía y veo que en los últimos años no está actualizando la información se su web,  en la que podéis encontrar una antología de sus poemas, aunque sí sigue activo en su página de Facebook .  Si sabéis más de sus últimas actividades poéticas, me gustaría que me lo comunicaseis.

martes, 16 de agosto de 2011

Botticelli. "De museos por Madrid"

Esta historia del Decameron que pintó Botticelli en cuatro cuadros, nos recibía con tres de ellos en la antigua configuración del Prado (el cuarto está en una colección particular, pero nada se resiste a la red virtual y aquí lo tenéis también colgado). Era una visión que me cautivaba al inicio de mis visitas, y éste es el poema que le dediqué: 



La historia de Nastagio degli Onesti. BOTTICELLI.

Como Cocó Chanel controlando la entrada (*),
al llegar al museo recibe Botticelli
con su excitante cuento contado por entregas.
Lo escribió un tal Boccacio y lo pintaste tú,
habla de un caballero y sucede en un bosque;
ocurrió en cuatro cuadros de los que aquí hay tres
y no nos ponen foto del cuadro que les falta,
aunque a mí no me importa, y no lo echo de menos
porque eres un experto en explicar historias.
¡Qué guión tan magnífico, si por aquel entonces,
Leonardo ya hubiera predescubierto el cine!

De museos por Madrid. Ricardo Fernández Esteban ©

(*) Para los que no lo sepan, en los restaurantes se llama mesa "Cocó Chanel" a la más cercana a la entrada, ya que a la diseñadora le gustaba ver y que la viesen.




Este poema pertenece a un poemario digital "De museos por Madrid", que está en reelaboración. Ya os avisaré de su nueva edición.

martes, 9 de agosto de 2011

Andrés Trapiello. En tus mejores años.

El polifacético escritor Andrés Trapiello (Manzaneda del Torio, León 1953) es novelista, periodista, ensayista, publica sus diarios y, además, es un magnífico poeta y como tal lo traigo al blog. Más abajo os dejo unos enlaces donde podréis seguir su obra y sus reflexiones diarias.


EN TUS MEJORES AÑOS

Cuando te veo ahora en tus mejores años
con toda la belleza de una copa de vino,
brillándote en los ojos el deseo y las noches
estrelladas de agosto, imagino ese invierno
en que, vieja y cansada, te entregues al recuerdo.

He querido llegar antes que tú a ese día.
Y revivir los tiempos en que tú levantaste
de esta ruina una casa, plantaste en ella higueras,
y alimentaste fuegos que a todos nos hicieron
imaginar la vida muy lejos de los muertos.

Ya ves que ahora han llegado, siniestros, silenciosos.
Por eso tu poeta ha venido contigo
a recorrer de nuevo nuestras amadas ruinas,
y si ayer fue tu risa, hoy será tu silencio,
cuando, vieja y cansada, de nada sirve el sueño.


Andrés Trapiello de Acaso una verdad, 1993


El autor mantiene una página web donde hay información sobre su biografía, obra y aficiones; y en la solapa "obra", dentro de "textos excogidos", encontraréis una amplia selección de su poesía. Además, en su almanaque "Hemeroflexia" publica sus reflexiones diarias.

Para profundizar más, os recomiendo una entrevista en el programa de televisión "Nostromo" (minuto 2 al 26 del vídeo) en que habla de dos de sus libros.


Y para despedirnos un soneto del mismo poemario:

EL ÁRBOL DE LA CIENCIA

Dicen, mi amor, que es imposible hacer
versos de amor feliz, de enamorado,
que sólo lo perdido o no alcanzado
se canta en la poesía, el padecer

olvido o el sufrimiento de volver
al recuerdo de todo lo pasado.
Unas veces la sed de lo vedado;
otras, el vino del amargo ayer.

No hagas caso, mi amor, habladurías.
Contigo todas mis melancolías
son ramas escarchadas en anís

donde se posa un pájaro de nieve.
Escúchale cantar tan hondo y breve.
Que no te engañe su plumaje gris.


 Andrés Trapiello de Acaso una verdad, 1993

martes, 2 de agosto de 2011

"Detective Privado"

Este poema narrativo es un "divertimento" en cuartetos alejandrinos, con el que me presenté a un concurso de poesía cuyo tema estaba relacionado con la "Novela negra". Obviamente no tenía ninguna posiblilidad; en los concursos poéticos, aunque estén relacionados con la novela negra, siempre suele primar lo lírico sobre lo narrativo. En éste creo que ganó un poema escrito cibernéticamente, habrá que leerlo.



DETECTIVE PRIVADO (1)

Una placa en la puerta “Detective privado”,
dos sillas, una mesa y, al lado del armario,
la botella y el vaso. Un hombre con pasado
que antes tuvo otra placa cuando era comisario.

¿Y cuál fue su problema?: No saltarse las normas,
no aceptar un soborno, no querer ser amable,
hacer lo que debía y, sin guardar las formas,
detener al culpable aunque fuese “honorable”.

Porque luego la chica, esa rubia platino
que conoció en el club, una guapa corista,
le dejó en la estacada, le engañó como a un chino.
Su principal testigo era una chica lista

que sucumbió al dinero, cambió su testimonio,
lo implicó en una estafa que manchó su expediente.
Le parecía un ángel y resultó un demonio:
Lo siento mucho, pero... me llamó el presidente.


No respondió a la dama, presentó su renuncia.
Él era un caballero y estaba enamorado;
ahora ejerce por libre (como la placa anuncia),
malvive de recuerdos, es un “puto privado”


Ricardo Fernández Esteban © 2011
 
(1) No he encontrado la definición de Detective privado en mis diccionarios. De Detective, el “La Fuente” de 1955 (época en que se ambienta la historia) indica : Agente de policía particular. El "María Moliner detalla más: Persona que se dedica a aclarar sucesos misteriosos, por ejemplo a descubrir los autores de robos o asesinatos, o a hacer investigaciones reservadas por encargo de un cliente. Yo me quedo con la imagen de las antiguas “pelis” de serie negra que veía de niño.


Este poema pertenece a una serie, aún no publicada en papel, que homenajea a las palabras a través de su significado y su relación con las personas, e incluyen una cita con su definición. Aquí podréis leer otros publicados en el blog.