viernes, 27 de enero de 2023

Ráfael Ávila

Rafael Ávila Cañizares (Melilla, 1962) es otro de los poetas que he descubierto surfeando por las redes. Rafael es filólogo, reside en Málaga y ha publicado ocho libros de poemas desde 1994, más algunos pliegos y cuadernos. Os recomiendo esos paseos por las redes porque, con suerte, se pueden descubrir buenos poetas.


ISLA EN EL PÁRAMO

¿Qué conocemos de otros sino gestos
o palabras que engañan con su brillo?
A veces el espacio no es un pozo
pero siempre dibuja laberintos.
Cada hombre, una torre solitaria
rodeada de bosques sin caminos.
Una isla remota indescifrable
oculta por los mares infinitos.
Se nos cansa la vida dando vueltas
al misterio que es uno y compartido.
¿Llegarán nuestros sueños tan callados,
tras el frágil viaje de los hilos,
a encontrarse desnudos, frente a frente,
ya rotas las distancias, los abismos?
¿O seremos en medio de los campos
ese árbol perdido entre los trigos,
el pájaro ausente de memoria
que olvida las señas de su nido?
Condenados nacemos a este juego
de hallar en los espejos el destino.
Cristales que jamás traspasaremos,
prisión tejida por nosotros mismos.

Dardos en la pared (2000) Rafael Ávila Cañizares. 

A Rafael le gustan los versos de rima arromanzada, como estos endecasílabos, ya que he descubiertos unos cuantos entre sus poemas. De otro libro más reciente:

CORRIENTES ASCENDENTES

Me diste un empujón
cuando parado estaba en la rutina
más siniestra de todos los desiertos,
un empujón me diste
y aparecí en el aire
en un campo de nubes,
lugar que he marcado en mi memoria
con la cruz que señala los tesoros,
junto a mi pecho
guardo también el mapa que contiene
sus breves coordenadas:
si me voy o me echan
podré volver deprisa,
tal vez porque requieras mi presencia,
acaso en la esperanza
de que me des otro empujón y arriba
hallemos otro campo inexplorado,
que en las alturas siderales
sea más pura la dicha,
                        aún,
                        por encontrarnos.

La trama de los días (2020). Rafael Ávila Cañizares 

Rafael Ávila tiene una web, aunque no demasiado actualizada en la que podéis encontar una antología de sus poemas e información sobre sus libros. En Fonoteca de poesía podéis encontar dos poemas de "La trama de los días" recitados por él, y otros dos de "Con terquedad de astro" en que para mi gusto amplía demasiado las pausas versales.



Para acabar os dejo otro poema suyo "Incógnitas" en que yo escandaría cinco versos de otra forma. Ya sabéis por otras entradas de este blog que para mí es muy importante la oralidad en un poema y que creo que las pausas versales deben ser acordes con las sintácticas, excepto en algunos poemas rimados con encabalgamientos. Si queréis profundizar en este aspecto os dirijo a mi tratado de métrica "Métrica poética del español". Leamos ese poema tal como lo divide versalmente el autor y cómo lo haría yo.

INCOGNITAS

Antes era un enigma irresoluble,            11(3,6,10)
una torpe ecuación condicionada,           11(3,6,10)
pero cuando viniste,                              7
me despejaste en pleno                         7
con tu sabiduría,                                   7
se ha vuelto una constante                    7
mi esperanza, una variable aleatoria      12(3,7,11) o 13 (3,8,12)
esta alegría. A falta de dudas                11(4,7,10)
que ofrecerte, ando                              6
buscando entre mis versos                    7
un axioma capaz de interesarte,            11(3,6,10)
los valores exactos de mi vida.              11(3,6,10)

Luz de mediodía (2021). Rafael Ávila Cañizares 

Los versos en que yo cambiaría los cortes versales y las pausas son:

se ha vuelto una constante mi esperanza,   11(2,6,10)
una variable aleatoria esta alegría.             13(4,8,12)
A falta de dudas que ofrecerte,                  10(2,5,9) 
ando buscando entre mis versos                9(1,4,8)

Ya que de esta forma las pausas versales se corresponden mejor con las sintácticas y resultan unos versos más armónicos que los originales. Un endecasílabo, un tridecasílabo cuaternario que armoniza bien, un decasílabo (que también armoniza ya que su "periodo rítmico interior" (1,4,8) es binario y similar a los de los otros versos) y un eneasílabo tambien armónico y cuyo "periodo rítmico interior" coincide con el anterior. Esto os pueden parecer cuestiones técnicas, pero es lo que da un buen ritmo sonoro al poema y lo distingue del verso libre o de la prosa.

Pero como siempre lo mejor es ir a las fuentes, a los poemas del autor y aquí os dejo donde podéis conseguir dos de sus últimos libros "La trama de los días" y "Memoria de la herida"




jueves, 12 de enero de 2023

De museos por Madrid

Acabo de republicar en Amazon, revisado y ampliado, mi libro "De museos por Madrid" cuyos poemas estan sugeridos por las obras de arte que he ido viendo en los últimos veinte años. El libro es digital y permite, mediante enlaces a las webs de los museos, contemplar la obras en que se inspira cada poema. Tengo por costumbre dedicar un poema a cada uno de mis libros y aquí tenéis el dedicado a este.


DE MUSEOS POR MADRID

Acudes al museo como un explorador
que, sediento de anhelo, encuentra en un oasis
un cementerio vivo donde el arte se muestra,
ambrosía divina en boca de los hombres.

A veces te sorprenden con una “temporal”,
en que otros campos santos han prestado sus obras,
y nuevos feligreses se suman a los fieles
de esos nichos de gozo, que alimentan espíritus.

El autor es mortal, el arte no lo es,
y aquí yacen intactas, salvo alguna limpieza,
obras de muchas épocas y estilos diferentes,
expuestas al tuntún o como colección.

Yo prefiero un criterio, el gusto de un mecenas
o de un buen director, más que el libre albedrío
del almacén artístico sin orden ni concierto,
pero hasta en lo caótico aparece un tesoro.

Escribo en mi cuaderno cuando me hablan las obras,
de esa semilla brotan los versos de este libro,
si el fruto es excelente dad gracias al autor
y si se ha malogrado culpad al escritor.

Ricardo Fernández Esteban ©


Este libro ha tenido una larga elaboración, que no ha sido penosa sino gozosa, a través de mis visitas cuaderno en mano a los museos de Madrid. Como os he dicho se edita solo en digital para que, a través de enlaces, se puedan ver las obras de arte.

Este libro digital está disponible clicando en Amazon. Os recomiendo leerlo en una tableta o un ordenador, en vez de un en un lector de libros electrónicos, porque las imágenes a las que podréis acceder se ven mejor en una pantalla de calidad y a color. Todos los poemas tienen un enlace a las web de los museos correspondientes que permite ver los cuadros o esculturas en que se inspiran. El pareado con el que acaba mi poema lo resume muy claro: Lo importante es que el poema nos acerque a la obra y si no lo ha conseguido la culpa es de este escritor.

Os dejo un vídeo donde recito tres de los poemas de este libro: "Móviles" de Alexander Cálder, "Hombre y mujer" de Antonio López y "Autorretrato, 1972" de Pablo Picasso.


Ahora solo falta vuestra opinión acerca de este poemario, porque el lector siempre tiene la última palabra.


lunes, 2 de enero de 2023

Vanesa Pérez-Sauquillo

Vanesa Pérez-Sauquillo (Madrid, 1978) es poeta, autora de literatura infantil y juvenil, y traductora. Como poeta ha publicado ocho libros desde 2001 a 2019, más una antología "El sueño intacto" en 2017. Su primer libro, del que os copio un poema ganó el premio Antonio Carvajal de Poesía Joven.


ESTA MAÑANA...

Esta mañana supe
mi extraña rendición a tus palabras,
mi irrevocable voluntad de náufrago
de sílabas,
de filóloga ahorcada en complementos
directos o indirectos
pero tuyos.

Esta mañana supe
que me visto en tus verbos,
desayuno tu nombre
y me quedo perdida, como tonta,
si me encuentro algún “no”
camino de la tarde,
camino de la noche.

Esta mañana supe
que muy frecuentemente
me vuelvo monosílabo
de sombra
agarrado al tobillo de tus frases,
que muy frecuentemente
quisiera ser prendida en tu nevera
como “nota importante”.

Esta mañana comprendí, aturdida.
Esta mañana supe, por fin vi
que me confundo en viento
cuando gritas mi nombre
y que basta un susurro,
un susurro de nada,
para dormirme en ti.

Vanesa Pérez-Sauquillo. Estrellas por la alfombra (2001)


Y ahora os dejo otro poema de su último libro, que espero no lo sea por mucho tiempo.

LA VIRGEN DE MODIGLIANI

para Amalia Álvarez Guerrero

La Virgen de Modigliani.
Esa fui yo, una vez.
Convertía a los pintores cubistas en niñas de Renoir
y las oía maldecir toda la madrugada.
A los borrachos de París, en poetas místicos.
A poetas místicos, en cabras de Picasso.
En las noches de sangre y vidrios rotos
consolaba pinceles ateridos, niños del arrabal.
Para hacer sonreír a las modelos
desnudaba maestros,
y a los maestros de la academia de pobreza
les regalaba algún milagro de alcoba.
En mi época azul, me estuve apareciendo por los charcos.
Perdonaba pecados a los que no lloraban
al comprar cisne en la carnicería.
Salvaba a los perdidos de la mirada blanca,
a las cabareteras de mirada perdida
y a los que contemplaban su retrato hacia dentro,
canto de maldoror,
y le rezaban a Amedeo Modigliani,
a Amedeo Modigliani y a su Virgen,
a Amedeo Modigliani, que no pintaba vírgenes
y nunca me pintó.

Vanesa Pérez-Sauquillo. Combustión espontánea (2019)


Os recomiendo consultar su web donde encontraréis amplia información sobre su producción literaria. En la solapa de Poesía podréis ver todos sus libros y ller algunos de los poemas de cada uno. En la fonoteca de Poesía recitada, podréis escucharla recitando el primer poema que os he copiado y otro de su primer libro.


Aquí podéis conseguir su último libro "Combustión espontánea" y la antología de los anteriores "El sueño intacto".



Abro esta antología suya y no me resisto a incluir otro poema:

Atrévete conmigo.
Soy joven.
Tengo mucho deseo que perder.
   .  .  .

Y fue cuando pusiste
definitivamente
mi mano en tu silencio.

Pero no me asusté.
Y arañé.
Y hallé tacto.

Te vas.
Ahora que estoy
con los dedos en flor.

Vanesa Pérez-Sauquillo de "Bajo la lluvia equivocada" (2006)