lunes, 29 de noviembre de 2010

Sor Juana Inés de la Cruz

Sor Juana Inés de la Cruz, que nació y vivió en Méjico en la segunda mitad del siglo XVII, es sin duda la literata más importante del barroco en lengua castellana y una feminista "avant la lettre". No obstante, su valía no es muy conocida en España, tema que deberíamos intentar solucionar entre todos.

Si queréis saber más de ella, he publicado tres artículos en la web cultural "Las nueve musas", uno biográfico, otro sobre su teatro y su prosa, y el tercero sobre su poesía que es lo que la ha hecho más famosa.

Hay que recordar que Sor Juana escogió la vida conventual por su amor a la cultura, ya que en esa época la vida matrimonial le habría impedido continuar con sus estudios y publicaciones. Sus versos más conocidos son aquellos que comienzan:


Hombres necios que acusáis
a la mujer, sin razón,
sin ver que sois la ocasión
de lo mismo que culpáis;

si con ansia sin igual
solicitáis su desdén,
por qué queréis que obren bien
si las incitáis al mal?

Combatís su resistencia
y luego, con gravedad,
decís que fue liviandad
lo que hizo la diligencia.

(...)

Con el favor y el desdén
tenéis condición igual,
quejándoos, si os tratan mal,
burlándoos, si os quieren bien.

Opinión, ninguna gana,
pues la que más se recata,
si no os admite, es ingrata,
y si os admite, es liviana.


(...)

Aquí tenéis un enlace a estas redondillas recitadas completas.



Como ejemplo de su poesía amorosa (que hay que recordar que en el barroco no correspondía a una situación emocional real sino a un juego de estilo), un soneto sobre el tema del desinterés del amado por el amante, si éste le hace caso y a la inversa. Este asunto lo trata en varias de sus poemas, que destacan por ese "yo poético femenino", en aquella época en que era notoria la dificultad de la mujer por expresar sus sentimientos.


AL QUE INGRATO ME DEJA, BUSCO AMANTE

Al que ingrato me deja, busco amante;
al que amante me sigue, dejo ingrata;
constante adoro a quien mi amor maltrata;
maltrato a quien mi amor busca constante.

Al que trato de amor, hallo diamante,
y soy diamante al que de amor me trata;
triunfante quiero ver al que me mata,
y mato al que me quiere ver triunfante.

Si a éste pago, padece mi deseo;
si ruego a aquél, mi pundonor enojo:
de entrambos modos infeliz me veo.

Pero yo, por mejor partido, escojo
de quien no quiero, ser violento empleo,
que, de quien no me quiere, vil despojo.

Juana Inés de Abaje "Sor Juana Inés de la Cruz" (1648-95)


Si deseáis más información sobre la completa obra literaria de Sor Juana, que además de distintos tipos de poesía abarca dramaturgia y prosa religiosa, os dirijo a su página en la Biblioteca Cervantes Virtual y al portal A media voz donde hay una antología de sus poemas

Un grupo de amigos decidimos hacer un homenaje a uno de nuestros sonetistas preferidos, manteniendo las palabras finales de uno de sus sonetos y cambiando el texto, pero de forma que fuese un contrapunto al tema original. Yo escogí este soneto de Sor Juana Al que ingrato me deja... y aquí podréis leer Quise que fueras mi mejor amante   

lunes, 22 de noviembre de 2010

Homenaje a Berlanga y al "voyeurismo"

Escribí este soneto en 2008, lo publiqué en el blog en 2010, cuando murió su inspirador, y en 2011 en mi libro "Pensando en vosotras" y lo recité en Madrid en un homenaje a Luis García Berlanga en el teatro Kapital. El soneto surgió porque Berlanga había comentado su fetichismo por los altos tacones de aguja y en una tertulia lo criticó con dureza una "seudo feminista". ¡Va por ti, Luis!, por decir lo que pensabas y por tus magníficas películas. Lo de si se ponen o no altos tacones es una devoción, no una obligación.

 
 


















GUSTOS POLÍTICAMENTE INCORRECTOS
 
Me gustan las mujeres sobre tacones de 15 centímetros (Luis G. Berlanga). 

¡Y qué si lo dijiste compañero!
No lo niego, Don Luis, estoy contigo
que a mí también me gusta cuando intrigo
por conseguir favores de un lucero,

verla empinada sobre esos tacones
que estilizan las piernas, ¡qué divinas
enfundadas en negras medias finas,
preludio de mayores emociones!

En resumen, confieso que me encanta
una mujer vestida de mujer.
Ya sé que en estos tiempos de igualdades

es ésta una opinión muy poco santa;
pero, ¡mira por donde!, envejecer
es en esto ventaja: "No hay maldades

en las altas edades",
y escojo ser “voyeur”, no triste ciego,
aunque me critiquéis por mujeriego.

Letanías de un voyeur de "Pensando en vosotras". Ricardo Fernández Esteban ©







Aquí, en este video, recito el poema en una actuación de Voz a Voz de poeta y cantautor con mi amigo Jordi Albero:



Como homenaje a Berlanga, aquí tenéis su última aparición, en el magnífico vídeo de la Campaña de "Medicos sin fronteras": Pastillas para el dolor ajeno. Comprad pastillas y recordad a Berlanga. Gracias.

Respecto a los tacones de 15 centímetros quien quiera que los pida y quien quiera que se los ponga, ya he dicho que las devociones nunca deben ser obligaciones.




jueves, 18 de noviembre de 2010

Jaime Gil de Biedma

Jaime Gil de Biedma (Barcelona 1929-1990) fue uno de los mejores poetas del siglo XX. Éste es una de sus poemas más conocidos, Contra Jaime Gil de Biedma y además lo podremos oír en su propia voz.



















CONTRA JAIME GIL DE BIEDMA

De qué sirve, quisiera yo saber, cambiar de piso,
dejar atrás un sótano más negro
que mi reputación —y ya es decir—,
poner visillos blancos y tomar criada,
renunciar a la vida de bohemio,
si vienes luego tú, pelmazo,
embarazoso huésped, memo vestido con mis trajes,
zángano de colmena, inútil, cacaseno,
con tus manos lavadas,
a comer en mi plato y a ensuciar la casa?

Te acompañan las barras de los bares
últimos de la noche, los chulos, las floristas,
las calles muertas de la madrugada
y los ascensores de luz amarilla
cuando llegas, borracho,
y te paras a verte en el espejo
la cara destruida,
con ojos todavía violentos
que no quieres cerrar. Y si te increpo,
te ríes, me recuerdas el pasado
y dices que envejezco.

Podría recordarte que ya no tienes gracia.
Que tu estilo casual y que tu desenfado
resultan truculentos
cuando se tienen más de treinta años,
y que tu encantadora
sonrisa de muchacho soñoliento
—seguro de gustar— es un resto penoso,
un intento patético.
Mientras que tú me miras con tus ojos
de verdadero huérfano, y me lloras
y me prometes ya no hacerlo.

¡Si no fueses tan puta!
Y si yo no supiese, hace ya tiempo,
que tú eres fuerte cuando yo soy débil
y que eres débil cuando me enfurezco...
De tus regresos guardo una impresión confusa
de pánico, de pena y descontento,
y la desesperanza
y la impaciencia y el resentimiento
de volver a sufrir, otra vez más,
la humillación imperdonable
de la excesiva intimidad.

A duras penas te llevaré a la cama,
como quien va al infierno
para dormir contigo.
Muriendo a cada paso de impotencia,
tropezando con muebles
a tientas, cruzaremos el piso
torpemente abrazados, vacilando
de alcohol y de sollozos reprimidos.
Oh innoble servidumbre de amar seres humanos,
y la más innoble
que es amarse a sí mismo!

Poemas Postumos.
Jaime Gil de Biedma

En este video podréis oír el poema en su propia voz, acompañado de unas muy buenas fotografías suyas y de los ambientes de la época. Además, de fondo se escucha "Ojos de gata", la canción que hizo Sabina para "Los Secretos" y que luego recreó en "Y nos dieron las 10..."



En estos enlaces otro de sus poemas emblemáticos No volveré a ser joven cantado en dos estilos distintos por Loquillo y Miguel Poveda.

Para leer más poemas, en A media voz tenéis una antología.

Para terminar, si estáis interesados en profundizar, un vídeo largo y magnífico sobre su vida y su generación en la que aparecen familia, amigos, compañeros poéticos y quienes lo han cantado además de él. 
  

viernes, 12 de noviembre de 2010

NIKURIA, la isla de una isla.


Nikuria es una pequeña isla situada al norte de su isla madre Amorgós, de la que la separa un canal de 200 metros. Nikuria tiene tres playas y tres embarcaderos, y un barquero que te traslada en pocos minutos. Nikuria tiene mucho más, que intento explicar en estas tres poesías, una por cada uno de mis tres primeros viajes a Amorgós en el centro del Egeo.


NIKURIA

El canal es angosto,
sólo doscientos metros
entre Nikuria y Amorgós.

Hoy sin "meltemi" la bahía,
que no lo es,
—que es un canal—,
viste disfraz de balsa.

Ni una brizna de viento,
ni una onda de ola.
El mar está tan plano y transparente,
que los peces en procesión
—a pocos metros de la orilla—
nadan con sus cabezas sobre el agua.
No sé si buscan alimento,
les gusta calentarse al sol,
o nos están mirando.

A lo lejos, la barca en el canal
va cortando el espejo,
su timonel —de pie en la popa—
conduce a los escasos transeúntes.

Amorgós, en medio del gran azul. Cuadernos de las islas griegas.
Ricardo Fernández Esteban ©



OTRA VEZ EN NIKURIA

Al norte de Amorgós, en una isla
hay una playa contemplando al sur
 esa bahía que es canal.
Otra vez en Nikuria, casi un año después.

Hoy, tampoco hay "meltemi",
sólo la suave brisa ondea
el espejo turquesa e interpreta
música de guijarros en la orilla.

Hoy todo es luz, hoy todo es soledad;
pero hoy los peces no han sacado
la cabeza del agua para vernos.

Mar, islas y estrellas. Cuadernos de las islas griegas
Ricardo Fernández Esteban ©




RECORDANDO NIKURIA

Si escribo de Amorgós es imposible
no recordar Nikuria que es isla de una isla,
que a la vez es bahía y es canal,
que estando al norte mira al sur
y en la que sólo somos transeúntes.
Hay recuerdos grabados en el alma
y el alma no es la mente, es indeleble.

Del Confín al Cénit. Adendas del Dodecaneso
Ricardo Fernández Esteban ©



Adeda de XII-16: Estos poemas se escribieron en 2003, 2004 y 2007 (aunque han ido sufriendo alguna modificación). Estuve en Amorgós en 2010 pero de paso, sólo unas breves horas que me impidieron visitar Nikuria.

En 2016 volví a Amorgós a finales de septiembre. No pude pisar Nikuria porque en esa época ya no funcionaba la barca de comunicación, pero sí el complejo hotelero construido delante, en Aghios Pavlos. Todo cambia y es normal que los isleños quieran aprovechar las oportunidades turísticas, pero ver las tumbonas, piscina y el restaurante de diseño donde antes había una sencilla taberna que permitía contemplar Nikuria no es, al menos para mí, el mejor panorama. Por suerte, nos queda el recuerdo y otros muchos lugares en Amorgós que aún conservan su encanto de siempre.
 
El complejo hotelero Aqua Petra frente a Nikuria
Adenda de IV-2020: He vuelto a Amorgós en 2017 y 2019, el primer año pude volver a pisar Nikuria, pero el segundo no, porque a la barca se le había estropeado el motor. Este año esperaba repetir, pero no sé si el confinamiento nos lo permitirá o no. Amorgós es una de mis islas griegas preferidas y nunca me cansa volver a residir en su Jora, el pueblo blanco y escalonado con más de  25 capillas, y Nikuria es un regalo extra. Espero que pronto pueda volver a la isla madre y a su hija.
.

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Chillida y el museo Reina Sofía

Cuando escribí este post, en noviembre de 2010, me quejaba del encierro de las esculturas de Chillida en una sala del Museo Reina Sofía y os preguntaba si no lucirían mejor en su "Leku", el magnífico museo situado cerca de San Sebastián.

En otra visita en 2014 la situación era peor: Chillida había pasado de encerrado a marginado del Reina Sofía y su "Leku" cerrada. Ahora en 2019, por fin se ha reabierto su Chillida Leku; respecto al Museo Reina Sofía,  no lo he visitado últimamente, pero por su web me temo que sus obras siguen marginadas y muy pocas pueden verse en la colección permanente.


Eduardo Chillida. Mesa de Omar Khayyam II
Museo Reina Sofía (no expuesta al público)















EDUARDO CHILLIDA Y EL MUSEO REINA SOFÍA

Hoy he visto encerradas esculturas
—huérfanas de lo verde—,
que querrían sentir el viento y el rocío,
el sol del mediodía y el claro oscuro de la luna.
Por eso en este link os dirijo a su Leku,
porque allí, sí, se pueden disfrutar
con la hierba de suelo y el cielo como techo.

De museos por Madrid (poemario digital)
Ricardo Fernández Esteban ©


Eduardo Chullida. Peine del viento XVII.
Chillida Leku (cerrado al público)

Nota de diciembre de 2019: En esta página del Blog encontraréis más información sobre mi poemario digital De museos por Madrid que permite ver las obras que lo inspiraron. Llevo tiempo revisando y ampliando el libro y otros proyectos me han impedido concluir este trabajo que espero tener listo el próximo año. De momento aquí podéis encontrar los poemas que he colgado en el blog.

viernes, 29 de octubre de 2010

Luis Eduardo Aute, poesía y canción. (D.E.P)

¿Cantante, poeta o cantapoeta? Qué importa, que escuchemos o leamos a Luis Eduardo Aute (Manila, 1943- Madrid, 2020) si sus canciones son pura poesía y sus poemas suenan a canción.

Como canción he elegido "Las cuatro y diez", por aquello de que "tus labios parecían de papel", pero podría haber elegido cualquiera de las muchas que me han ido acompañando en distintos momentos de mi vida.




Como poema os adjunto "Éxtasis de ángeles caídos" que forma parte del poemario  "Templo de carne" de 1986, incluido en Volver al agua. Poesía completa (1970-2002), publicado por Sial ediciones.

ÉXTASIS DE ÁNGELES CAÍDOS

Acudo
a tu templo de carne
como quien va a misa
dispuesto a oficiar
la ceremonia de la Consagración.
Y me acerco
a tu altar de transubstantaciones,
divino alimento humano
donde bebo tu sangre,
cual vampiro,
donde como tu cuerpo,
cual gusano,
practicando, en un éxtasis de ángeles
caídos,
la comunión original.

Templo de carne (1986)
Luis Eduardo Aute


Adenda de 2017: Recientemente Aute, que sigue convaleciente de un infarto sufrido en 2016, ha publicado su poesía completa "Luis Eduardo Aute. Toda la poesía". Aquí podréis leer, en El Cultural de El Mundo, una reseña de un homenaje que le han dedicado este noviembre sus amigos.

Pocos artistas han sabido como él combinar pintura, poesía y canción. La canción es lo que le ha hecho más famoso, pero siempre ha sido mucho más que un cantautor.


Adenda de 4.4.20: Hoy nos llega la triste noticia del fallecimiento de Aute que seguía sin recuperarse del infarto sufrido en 2016. Mejor que las palabras es una de sus canciones que nos acompañarán siempre.


UNA DE DOS

No sabes el dilema que me crea 
Pasar de todo y no decir ni mu,
Por eso estoy aquí, maldita sea,
Plantando cara como harías tú.

Lo que sucede es que me he enamorado,
Como el perfecto estúpido que soy,
De la mujer que tienes a tu lado...
Encájame el directo que te doy.

Una de dos,
O me llevo a esa mujer
O entre los tres nos organizamos,
Si puede ser.

No creas que te estoy hablando en broma
Aunque es encantador verte reír
Porque estas cosas hay quien se las toma
A navajazos o como un faquir.

Que aquí no hay ni Desdémonas ni Otelos
Ni dramas mexicanos de Buñuel,
Recuerda que ese rollo de los celos
Llevó a Caín a aquello con Abel.

De qué me sirve andarme con rodeos,
A ti no puedo hacerte luz de gas,
Esas maneras son para los feos
De espíritu y algunas cosas más.

Que esa mujer me quiera no es tan raro
Si piensas que a ti te quiere también,
Lo más terrible es que lo ve muy claro,
Pretende no perderse ningún tren.

Una de dos,
O me llevo a esa mujer
O te la cambio por dos de quince,
Si puede ser.

Luis Eduardo Aute

Aquí lo tenéis en una de sus últimas actuaciones acompañado por "Estopa"


domingo, 24 de octubre de 2010

Góngora y Paco Ibáñez cantando: "Ciego que apuntas y atinas"

Hay que volver de tanto en tanto a los clásicos y qué mejor que a Luis de Góngora, que junto a Quevedo y Lope constituyen la cima de nuestra poesía del "Siglo de Oro".

En este caso, acompaño el poema con la voz de Paco Ibáñez, que ha sido un gran divulgador de la poesía, ya que gracias a él muchos nos acercamos a estos autores clásicos que tan bien ha cantado.


CIEGO QUE APUNTAS Y ATINAS (Déjame en paz amor tirano)

Este "Romance amoroso" fue de los primeros publicados por Góngora, en su época estudiantil, cuando sólo tenía 19 años. Estos versos octosílabos, con rima asonante y aguda en los pares, son sencillos y alejados del  gongorismo de su producción más culta. No obstante, no va mal desvelar una serie de códigos mitológicos y metafóricos de la poesía del Siglo de Oro, para comprender mejor su sentido (en notas a pie de página).


Ciego que apuntas y atinas,    (1)
caduco dios, y rapaz,            (2)
vendado que me has vendido,
y niño mayor de edad: 
por el alma de tu madre         (3)   
que murió, siendo inmortal,
de envidia de mi señora
que no me persigas más.
Déjame en paz, Amor tirano,
déjame en paz.

Baste el tiempo mal gastado
que he seguido, a mi pesar
tus inquïetas banderas,        (4)
forajido capitán.
Perdóname, Amor, aquí,
pues yo te perdono allá
cuatro escudos de paciencia,
diez de ventaja en amar.
Déjame en paz, Amor tirano,
déjame en paz.

Amadores desdichados,
que seguís milicia tal,
decidme, ¿qué buena guía
podéis de un ciego sacar?
De un pájaro ¿qué firmeza?       (5)
¿Qué esperanza de un rapaz?
¿Qué galardón de un desnudo?
De un tirano, ¿qué piedad?
Déjame en paz, Amor tirano,
déjame en paz.

Diez años desperdicié,
los mejores de mi edad,
en ser labrador de Amor
a costa de mi caudal.
Como aré y sembré, cogí;
aré un alterado mar,
sembré una estéril arena,     (6)
cogí vergüenza y afán.
Déjame en paz, Amor tirano,
déjame en paz.

Una torre fabriqué
del viento en la raridad,
mayor que la de Nembrot,     (7)
y de confusión igual.
Gloria llamaba a la pena,
a la cárcel, libertad,
miel dulce al amargo acíbar,  (8)
principio al fin, bien al mal.
Déjame en paz, Amor tirano,
déjame en paz.

Romance Amoroso (1580)
Luis de Góngora

(1) El dios del amor "Cupido" se representa en los cuadros ciego y con arco y flechas.
(2) Por lo efímero del amor
(3) Venus (Afrodita) diosa del amor y la belleza.
(4) Metáfora naútica que expresa el caracter voluble del amor.
(5) Por las alas de Cupido
(6) Por la inutilidad del esfuerzo de cultivar el amor
(7) Legendario gigante, constructor de la torre de Babel
(8) Acíbar: jugo amargo de la planta Aloe

Notas tomadas de la "Edición crítica" de la Poesía de Góngora de Ana Suárez Miramón



En el blog hay otra entrada dedicada a Góngora en concreto a su soneto "Con diferencia tal, con gracia tanta...", que incluye un comentario de texto y métrico de ese complejo poema que requiere una explicación mitológica para poder descodificar su mensaje. En A media voz tenéis una antología de sus poemas.

lunes, 18 de octubre de 2010

Inocente pregunta deportiva.

Cualquier tema se puede envolver en la forma poética por desenfadado que sea. Éste soneto busca una sonrisa o recuerdos de una época en que la memoria se va haciendo difusa y los sueños se confunden con las realidades.


INOCENTE PREGUNTA DEPORTIVA

Para ti, que llamaste inocentemente preocupada por si tu reciente incorporación al mundo del deporte podría provocarte cambios estéticos. 

Me has llamado, cariño, preocupada
por si por un exceso de deporte
ese cuerpo, que tanto a mí me agrada,
llegaría a perder su bello porte.

¿Crees, amor, que al hacer musculación
se me podrán las piernas de ciclista?
Yo te he dicho: Tranquila, corazón,
que vas a parecer una corista

y las podrás lucir con falda corta
que deje al descubierto tus rodillas.
Luego, lo juro, quedarás absorta

y subirá el rubor a tus mejillas
si hago en la intimidad lo que me importa,
besarlas sin tus medias de rejillas.

Misterios de Gloria. 
Pensando en vosotras.
Ricardo Fernández Esteban ©


Este poema pertenece a mi libro de rimas Pensando en vosotras. Aquí tenéis agrupadas unas cuantas del libro (o que pudieran haber estado por su temática) que he ido publicando en el blog.

martes, 12 de octubre de 2010

Vicente Molina Foix

Vicente Molina Foix (Elche, 1946) es más conocido como novelista que como poeta, aunque hoy traemos aquí dos buenos ejemplos de su poesía (ha publicado poco, pero ya apareció en la antología de los "Novísimos" en 1970), extraídos de su recopilación "Vanas penas de amor" publicada en 1998. Primero un epigrama de "Los espías del realista" (1990), y luego un soneto de "Los sonetos del contrariado". 

EPIGRAMA DE LAS DUDAS

A ti, que me convienes,
no te quiero.
Tú, que eres
cizaña,
pura fachada sólo,
golosina,
me pones siempre
a cien.

¿Qué hacer? ¿Desdoblarme?
¿Dejarlo?

Se podría encontrar
término medio.
Amarte a ti los lunes,
no pensar en los miércoles,
ir contigo a la cama
martes, jueves y sábados.
Y el domingo reposo,
yo solo y el gusano
de una mala conciencia.

¿No lo aceptáis,
verdad?
Yo haría lo mismo.
La cruz tiene que ser
para el que la trabaja.
Ya me lo dijo el médico
desde la cabecera
de mi primer diván:
"un yo muy dividido"

Artes de amar. Vicente Molina Foix


Los cuentistas, a veces, se dejan seducir por sus protagonistas



















EL CUENTISTA

Me dijeron de ti que ni las ganas
de enamorarte tienes; por tus genes.
Mas yo que de las cosas más insanas
me puedo encaprichar como los nenes

me lacé a conquistarte y te vencí.
Sólo temporalmente. La tormenta
siguió en sesenta días a tu sí,
conduciendo hasta una muerte lenta

a lo que fue pasión de sexo hambrienta.
Y pensar que tu cuerpo aún me tienta.
De tanto estar en ti no soy yo mismo,

y presa fácil fui de un espejismo:
bien mirada tu carne está grasienta,
y todo en ti es cuento, Cenicienta.

Vicente Molina Foix
Los sonetos del contrariado

En el portal poético A media voz encontraréis una selección de sus poemas: 



Nota de XI-2013: En 2013 Molina Foix ha publicado su obra poética completa bajo el título de La musa furtiva, aquí tenéis una reseña publicada en La Vanguardia  

Como siempre mi recomendación es acudir a las fuentes, o sea a la obra del autor en su contexto que es la mejor forma para ir leyendo su evolución y descubrir sus referencias.